Nace la Comunidad de Aprendizaje de proyectos de innovación para la desinstitucionalización

Organizada por el Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030, se celebró el día 12 de septiembre en Madrid la Comunidad de Aprendizaje que reunió a los representantes de los distintos proyectos de investigación e innovación en materia de desinstitucionalización y prevención de la institucionalización y desarrollo de servicios de apoyo comunitarios, en relación con el Plan de choque para la economía de los cuidados y refuerzo de las políticas de inclusión del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia.

20 proyectos desarrollados por hasta 137 organizaciones del tercer sector pretenden generar las evidencias imprescindibles para sustentar nuevas políticas para el cambio de modelo de cuidados y una transformación profunda de los servicios sociales. La Secretaría de Derechos Sociales impulsa esta iniciativa que pone mucho esfuerzo en los procesos de transferencia y gestión de conocimiento compartido. Tras el desarrollo de grupos focales con las diferentes entidades implicadas y la redacción de un primer borrador de marco conceptual de los proyectos, ahora comienza el trabajo más estable de esta Comunidad de Aprendizaje basada en la Práctica (CAP) cuyo lanzamiento comenzó con éxito esta semana.

Así, en el encuentro del pasado lunes, pudimos no solo conocer con mayor profundidad los diferentes proyectos comprometidos con el mencionado cambio, sino también generar reflexión y debate a partir de las diferentes miradas de personas y organizaciones que trabajan en infancia, juventud, sinhogarismo, discapacidad o mayores.

La Inteligencia Colectiva como fuerza generadora de nuevas ideas nace del intercambio, y para ello lo primero es encontrarse. El espacio y las dinámicas desarrolladas (facilitadas por el equipo Abre Paréntesis), permitieron asociar ideas tomando nuevas perspectivas:

Por poner algunos ejemplos, con la Comunidad de Aprendizaje pudimos observar nuevos roles (facilitadores, proveedores y coordinadores de apoyo frente a tradicionales tutelas) aplicables a diferentes contextos, reconsiderar la institucionalización de personas mayores con el enfoque de quienes trabajan en prevención de violencia sobre menores, tomar los aprendizajes obtenido desde la desinstitucionalización de personas con enfermedad mental, considerar el trabajo que ofrecen comunidades intencionales de cohousing para comprender las fortalezas que ofrecen grupos de apoyo comprometidos y con metodologías para favorecer el desarrollo de los proyectos de vida de otras personas, comprender el alcance de soluciones tan valientes como el housing first para aplicar en otras múltiples situaciones de vulnerabilidad donde está en juego la pérdida de autonomía personal…

Mirar desde organizaciones que trabajan con otros “colectivos” cuestiona la propia consideración del encasillamiento en “colectivos”. No queremos ya trabajar para “beneficiarios”, “clientes” o “usuarios”, sino para las personas. Desinstitucionalizar pasa por transformar las propias organizaciones que trabajamos en acción social, cuestiona la forma de abordar el diagnóstico previo y las soluciones que de él se proponen, redefine conceptos como la propia “institucionalización” (situación disociada de las “instituciones” pues pueden o no propiciarla) y otros como “comunidad” o “personalización”. De todo ello pudimos hablar y debatir. Y a partir de todas estas consideraciones, pedimos a las administraciones públicas que tomen nota y se sumen en el compromiso compartido. El consenso en torno a muchos de estos aspectos es extraordinariamente importante, y anticipa un camino claro y despejado a las administraciones que habrán de tomar el compromiso de cambio a partir de las evidencias que generemos.

Una verdadera atención centrada en la persona obliga a trabajar con procesos centrados en las personas. Una transformación profunda del modelo de cuidados en nuestro país obliga a una nueva forma de generar conocimiento a partir de actuaciones innovadoras como las que nuestras organizaciones estamos llevando a cabo. Seguiremos compartiendo el conocimiento generado a partir este tipo de encuentros y muy especialmente a través de la Plataforma de Innovación que en breve lanzará el Ministerio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.